Venezuela dice haber detenido a 2 “mercenarios” de EEUU

CARACAS, AP.— Las autoridades venezolanas afirman que han detenido a dos estadounidenses acusados de participar en una incursión por mar perpetrada con el fin de arrestar al presidente Nicolás Maduro, y que han movilizado a más de 25.000 efectivos para que busquen a otros rebeldes que operan en el país.

La televisión estatal venezolana no proporcionó los nombres de los estadounidenses, pero el ex boina verde Jordan Goudreau, quien radica en Florida, dijo el lunes que estaba trabajando con los dos hombres en una misión lanzada el día anterior con la que se pretendía “liberar” a Venezuela. Goudreau se ha adjudicado la responsabilidad de la operación del domingo, en la que murieron ocho personas, según las autoridades venezolanas.

Los estadounidenses arrestados por el gobierno venezolano fueron identificados por Goudreau como Luke Denman y Aaron Berry. Los tres fueron desplegados en Irak y Afganistán por el ejército estadounidense.

Un venezolano que también fue detenido, de quien se dijo se llama Josnars Adolfo Baduel, afirma en un video difundido por la televisión estatal que entre los arrestados había dos estadounidenses. En un video publicado en la cuenta de Twitter de Diosdado Cabello, el líder del partido socialista, se ve a Baduel mientras habla con un agente de seguridad.

The Associated Press no pudo verificar de forma independiente que los estadounidenses habían sido capturados.

Goudreau dijo que los hombres formaban parte de una supuesta misión llamada “Operación Gedeón” lanzada el domingo antes del amanecer en la que se pretendía llegar en botes a una playa cerca del puerto de La Guaira.

El exmilitar estadounidense ha dicho que firmó un contrato con el líder opositor venezolano Juan Guaidó para derrocar a Maduro, algo que Guaidó ha refutado. Goudreau dice que el político opositor nunca cumplió el contrato, pero el ex boina verde siguió adelante con la operación con sólo 60 hombres, incluyendo los dos veteranos estadounidenses.

Goudreau dijo que la última comunicación que tuvo con Denman y Berry fue cuando se desplazaban a la deriva en un bote “abrazando” la costa caribeña de Venezuela. Seguían en su bote tras una confrontación inicial con la Armada del país sudamericano el domingo en la que murieron ocho venezolanos.

“Se estaban quedando sin combustible”, dijo Goudreau. “Si hubieran tocado tierra, se habrían ido a una casa de seguridad”.

Goudreau indicó que estaban en la isla caribeña de Aruba esperando la llegada de un bote con combustible de emergencia para ayudar a sacarlos.

Las autoridades venezolanas dijeron que detuvieron a ocho “mercenarios” el lunes, entre ellos el capitán Antonio Sequea, de la Guardia Nacional, que participó en una revuelta en un cuartel contra Maduro hace un año. Goudreau dijo que Sequea era un comandante que trabajaba con él en el terreno en Venezuela.

La televisión estatal venezolana mostró imágenes de Sequea esposado y sin camisa.

El fiscal general Tarek William Saab dijo que han arrestado a 114 personas sospechosas de participar en el intento de ataque y que buscan a 92 más.

El gobierno venezolano acusa a Colombia y a Estados Unidos de organizar y realizar el ataque con el fin de derrocar a Maduro.

Tanto las autoridades estadounidenses como las colombianas han desmentido las acusaciones venezolanas.

“He tratado de contactar a toda la gente que conozco, a todos los niveles”, afirmó Goudreau. “Nadie está respondiendo mis llamadas. Es una pesadilla”.

El veterano estadounidense, tres veces ganador de la Estrella de Bronce, dice haber ayudado a organizar la incursión por mar a la costa de Venezuela desde Colombia, la cual el gobierno dice haber desbaratado, matando a ocho insurgentes y arrestando a otros dos. Afirmó que la operación no recibió ayuda de Guaidó ni del gobierno estadounidense ni del colombiano.

Goudreau señaló vía telefónica el lunes que otros 52 combatientes se habían infiltrado a territorio venezolano y se encontraban en la primera etapa de una misión para reclutar a miembros de las fuerzas de seguridad para que se unieran a su causa.

Deja una respuesta