Avanza un prudente desconfinamiento en el mundo, donde las muertes por covid-19 superan las 250.000

AFP.- El desconfinamiento progresó este martes en varios países del mundo en un intento por revivir las economías golpeadas por el coronavirus, que ya ha matado a casi 255.000 personas y continúa su avance en particular en Estados Unidos, Reino Unido, Brasil y Rusia.

Reino Unido se convirtió en el primer país europeo en superar las 30.000 muertes por la covid-19, aventajando a Italia y España, y convirtiéndose en el segundo más castigado por detrás de Estados Unidos.

Según diversas agencias de estadística del país, las muertes presuntas por covid-19 alcanzan 32.313, récord impensable hace dos meses, cuando los británicos registraban su primer fallecimiento y el primer ministro Boris Johnson seguía estrechando manos antes de contagiarse.

En Estados Unidos, pese a la baja de contagios diarios y en medio de la flexibilización del encierro en algunos estados, el gobierno pronosticó una continuidad en los fallecimientos, cuando la cifra de muertes por el virus suma 68.700.

La Casa Blanca estimó que la tasa de infecciones podría aumentar ocho veces a 200.000 por día para el 1 de junio, y el número de muertes diarias podría subir a 3.000.

Pero el presidente Donald Trump insistió nuevamente este martes en reactivar la economía.

“Debemos abrir nuestro país”, dijo el millonario en la fábrica Honeywell de máscaras respiratorias en Phoenix, Arizona. “No podemos mantener nuestra economía cerrada por los próximos cinco años”.

En el mundo se han registrado más de 254.000 fallecimientos (por 3.629.160 casos), unos 147.000 de ellos en Europa (1.595.147 casos), el continente más afectado, de acuerdo con cifras oficiales.

En tanto, en América Latina, Brasil, cuyo presidente Jair Bolsonaro alienta la apertura y desacredita las medidas de prevención, es de lejos el más afectado y suma 107.780 casos y 7.321 muertes. Preocupado, Uruguay aumentará el control sanitario en la frontera común.

Los mercados financieros encontraban, de otro lado, este martes algo de alivio ante las reaperturas parciales en Europa y Estados Unidos, con alzas en las acciones y precios del petróleo.

Pero nada logra frenar la escalada de tensiones entre Estados Unidos y China, tras acusaciones de la administración de Donald Trump de que el virus se originó en un laboratorio chino, una teoría que la Organización Mundial de la Salud (OMS) calificó de “especulativa”.

– Rusia, nuevo foco de contagios –

En Europa, Rusia se convirtió en el nuevo foco de contagios, con el mayor número de nuevas infecciones y más de 155.000 casos.

“Aparentemente, la amenaza está creciendo”, advirtió el alcalde de Moscú, Serguéi Sobyanin, quien instó a los ciudadanos a respetar el confinamiento.

El impacto del encierro se ha sentido en la violencia doméstica: las denuncias en el país se han más que duplicado.

Las proyecciones sombrías en Estados Unidos llegan en medio de esperanzas de que el pico de la pandemia haya sido superado en la mayor parte de Europa tras dos meses de confinamiento, y cuando varios países -alentados por la desaceleración de los contagios- ablandan el confinamiento.

En Alemania, el estado más grande, Bavaria, anunció la reapertura de restaurantes desde mediados de mayo, incrementando la presión sobre la canciller Angela Merkel para aliviar las medidas de encierro que han sumido a la economía en recesión.

Con muchas precauciones, una quincena de estados flexibilizaron el lunes las medidas de confinamiento. Lugares de culto y museos abrieron y se vieron colas en peluquerías.

En Italia, que sufrió duramente el golpe de la covid-19, los parques volvieron a abrir.

España, otro de los países más golpeados con más de 25.400 fallecidos, empezó un desconfinamiento por fases, mientras el desempleo afecta a 3,83 millones de personas, un 8% más que en marzo.

En Reino Unido, más de seis millones de personas están en desempleo parcial.

Francia, en tanto, se prepara para levantar su cierre la próxima semana, por lo que el alcalde de París ha anunciado que algunas calles se reservarán para bicicletas a fin de limitar aglomeraciones en el transporte público.

Pero eso no evitará la destrucción de al menos 10 millones de litros de cerveza que no han podido ser consumidos durante el confinamiento, anunciaron los productores franceses.

– “Solidaridad global” –

Mientras, una campaña respaldada por la OMS pero desairada por Washington obtuvo 8.100 millones de dólares para apoyar el desarrollo de una vacuna.

Un centenar de proyectos de vacunas están en marcha en el mundo, diez en fase de ensayos clínicos, según la London School of Hygiene and Tropical Medicine.

Por su parte, el Departamento de Estado insistió en que Estados Unidos lidera la respuesta global, con un desembolso mayor a 1.000 millones de dólares junto con las farmacéuticas para una vacuna.

– Economía o salud –

El mismo dilema entre precaución sanitaria y necesidad de retomar la actividad se cierne sobre el mundo.

El Tesoro de Estados Unidos anunció que tomará prestado un récord de 3 billones de dólares entre abril y junio, para programas de alivio a la crisis.

La debacle afecta sobre todo a los más desprotegidos, como haitianos que trabajan en el sector avícola, una mano de obra barata pero vital en un país que teme la escasez de carne.

“Me gustaría quedarme en casa con mis tres hijos pero no tengo otro remedio”, dice Tina, empleada en una planta avícola de Delaware.

Eso ocurre en momentos en que estados como California, el primero en el país en confinarse, empezarán a levantar algunas restricciones.

Los malos datos económicos se apilan.

En Francia, la petrolera Total anunció el martes una caída del 99% de su beneficio neto en el primer trimestre, hasta 34 millones de dólares.

En América Latina, la producción industrial de Brasil, el más golpeado de la región, se hundió 9,1% en marzo respecto a febrero, por el aislamiento.

La región, que suma unos 274.000 casos y casi 14.400 muertes, también vislumbra un cuidadoso desconfinamiento. Pero las dudas persisten sobre el inicio del invierno en varios de los países, con pronósticos aterradores de pobreza.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) urgió el martes a los países de las Américas a “ser cautelosos” con el desescalamiento de las restricciones, advirtiendo que la trasmisión de la covid-19 “es aún muy alta” en Estados Unidos, Canadá, Brasil, Ecuador, Perú, Chile y México.

Además, Latinoamérica lidia con frecuentes motines por medio al virus en sus hacinadas prisiones, con más de 80 muertos, que han llevado a gobiernos a liberar presos. El fin de semana, en Venezuela, un motín dejó al menos 47 muertos y 75 heridos, según una ONG.

A pesar de la pandemia, feligreses en Chile, donde la Iglesia católica ha gozado de altos niveles de adhesión, encontraron una fórmula para seguir confesándose o recibir la comunión durante la pandemia: hacen filas dentro de sus autos hasta que llega su turno de ser atendidos por un sacerdote.

– Béisbol en Corea del Sur –

En Corea del Sur el béisbol se reanudó el martes a puerta cerrada y el viernes volverá el fútbol.

Países como India, Portugal, Serbia, Bélgica, Austria, Turquía, Israel, Nigeria, Túnez o Líbano también empezaron a facilitar la libertad de movimiento.

Pero otras partes del mundo siguen confinadas. Montreal, en Canadá, decidió mantener las restricciones una semana, y el estado de urgencia en Japón se prorrogó hasta el 31 de mayo.

Deja una respuesta