Yunesky Maya dice estar listo para ser el abridor de Águilas Cibaeñas durante día inaugural

El lanzador cubano Yunesky Maya se reportó al campamento previo al inicio de los entrenamientos de Águilas Cibaeñas y dice sentirse listo para ser el abridor del día inaugural por el conjunto.

Uno de los nombres más reconocidos de la actualidad en el béisbol invernal de la República Dominicana es el del lanzador cubano Yunesky Maya. Miembro de algunos de los conjuntos que lograron obtener los campeonatos más recordados de la última década, el lanzador se ha convertido en uno de los ejemplos de constancia en la liga dominicana.

Desde su debut junto a los Leones del Escogido en el año 2010, Yunesky Maya llegará a su décima temporada en el béisbol junto a las Águilas Cibaeñas, equipo con el que ha militado desde la temporada 2017-18. El lanzador es uno de los que se han presentado de primero a el campamento previo al inicio de los entrenamientos del conjunto de Santiago.

El lanzador comentó durante un encuentro con los medios de prensa de Águilas Cibaeñas que se encuentra disponible para ser el abridor del primer encuentro de los amarillos en la próxima temporada.

“Estoy ready para el opening day. Yo no paro de trabajar y puedo asegurar que, si el campeonato iniciara mañana, estoy listo para tirar el primer juego si así lo decide nuestro manager, Félix Fermín”.

Es importante recordar que Maya ha sido miembro de los últimos tres equipos campeones en la pelota invernal dominicana. Durante su primera temporada como miembro de las Águilas en el torneo 2017-18 y como refuerzo durante los campeonatos 2018-19 y 2019-20, como refuerzo de Estrellas Orientales y Toros del Este, respectivamente.

El jugador culminó indicando que la meta sigue siendo la misma para él en este año. Maya dijo de manera enfática: “quiero volver a ganar el campeonato, pero esta vez lo quiero hacer con mi equipo, Águilas Cibaeñas”.

“El Guerrero Maya”, como se le conoce popularmente en el país, viene de una temporada en la que abrió en 11 partidos por las Águilas, trabajando a lo largo de 52 entradas completas en las que permitió 20 anotaciones merecidas y obtuvo un promedio de carreras limpias permitidas (ERA) de 3.46, siendo uno de los líderes del torneo invernal. Toleró 47 hits, mientras que ponchó a 46 contrincantes y otorgó ocho transferencias, por lo que también estuvo entre los líderes de promedio de bases por bolas e imparables por entradas lanzadas (WHIP) con 1.06.

Durante la serie semifinal con Águilas Cibaeñas y su posterior eliminación, donde pasó a reforzar a los Toros del Este, actual campeón del torneo, lanzó siete partidos, trabajando por 28.2 entradas, ponchando a 19 contrincantes y otorgando cuatro transferencias en total.

ESPN

Deja una respuesta